Declaración conjunta: Un llamamiento a todos los hombres y jovenes para que den un paso adelante en favor de la autonomía corporal de todas las mujeres, niñas y personas de diversas identidades de género

Declaración conjunta: Urgencia de un apoyo audaz a los derechos humanos fundamentales y a la autonomía corporal de todas las mujeres, niñas y personas de diversas identidades de género: Un llamamiento a todos los hombres y niños para que apoyen los derechos humanos fundamentales a la autonomía corporal, la dignidad y la libertad de todas las mujeres, niñas y personas de diversas identidades de género.

Nosotros, la Alianza Global MenEngage y la Red Norteamericana MenEngage (NAMEN) estamos profundamente preocupados por la perspectiva de que los derechos ya reconocidos, protegidos y ejercidos por las mujeres, las niñas, las personas trans y no binarias, en todas sus diversidades e interseccionalidades, en los Estados Unidos de América puedan ser pronto revocados y negados a ellos. Un proyecto de dictamen del Tribunal Supremo de los Estados Unidos ha salido a la luz de forma inesperada, pero es reconocido por el Tribunal como legítimo. Si se aprueba, una potencial mayoría de la población del país dejará de tener derecho a la autonomía y soberanía corporal, a tomar sus propias decisiones sobre su propio cuerpo y su vida. Es terrible que el más alto tribunal del país se plantee incluso que las mujeres, las niñas, las personas trans y no binarias puedan ser despojadas de sus derechos a la libertad, la dignidad y la libertad.

Expresamos nuestro apoyo y solidaridad a todos los que han expresado su indignación y seguimos esperando que la opinión del Tribunal Supremo no avance en su intención de acabar con Roe contra Wade, que durante casi 50 años ha protegido el derecho de la mujer a interrumpir un embarazo. Además, expresamos nuestro apoyo a la decisión tomada por Roe vs. Wade en 1973, que puso fin a los abortos inseguros y salvó muchas vidas desde entonces.

Además, expresamos nuestra solidaridad con todos los implicados en el llamamiento al acceso universal al aborto asequible, seguro y legal. Con las «leyes gatillo» en vigor en muchos Estados y con otras cargas indebidas significativas que ya existen, la revocación de Roe vs. Wade afectaría a las vidas de todas las personas en los EE.UU. y en el extranjero y, como suele ser el caso, afectaría de manera desproporcionada a las mujeres negras, latinas, indígenas y de color, a los jóvenes, a las personas LGBTIQ, a las mujeres de bajos ingresos y a las que trabajan en el sector informal, marginándolas y perjudicándolas directamente.

Hoy alzamos nuestras voces para apoyar el derecho de las mujeres al aborto seguro y legal. Juntos reafirmamos nuestra posición de apoyo a los derechos fundamentales a la autonomía corporal y a los derechos reproductivos de las mujeres y de las personas que lo necesitan, y trabajamos para desafiar las leyes y las políticas que restringen el derecho y el acceso al aborto seguro y a la atención postaborto para todos los que los necesitan.

Hacemos un llamamiento a todos los hombres y jovenes, especialmente a los que ocupan puestos de poder e influencia en las instituciones, para que se unan a nosotros en la protección del acceso a abortos seguros y legales. El derecho a la intimidad y el derecho a decidir si llevar a término un embarazo y si convertirse en padre o madre son partes fundamentales de la autonomía de las mujeres y de las personas trans y no binarias, y repercuten en la vida y el bienestar de quienes les rodean. Sabemos que para muchos hombres y niños, la negación legal de los derechos de las mujeres y las niñas y de las personas con identidades de género diversas es terrible. Por ello, les instamos a expresar su indignación y a defender los derechos sexuales y reproductivos.

Todos y cada uno de nosotros podemos tomar decisiones autónomas sobre nuestros propios cuerpos y vidas, incluidas las decisiones sobre el embarazo y el aborto. Debemos desafiar las normas, los sistemas y las políticas que crean barreras al aborto seguro y a la autonomía corporal.

Creemos que ningún impedimento debe interponerse entre una persona embarazada y su decisión de llevar o no a término un embarazo. Sin embargo, actualmente muchas mujeres y niñas y personas trans y no binarias no pueden acceder al aborto seguro y legal y a la atención que necesitan en todo el mundo. Esta decisión impedirá de forma drástica y peligrosa estos derechos para gran parte del país. Reconocemos el impacto desproporcionado que seguirá recayendo en las mujeres de color, negras, indígenas, lesbianas, gays, bisexuales, transgénero y no binarias, y en las comunidades de jóvenes que viven en estas intersecciones y que están en los márgenes de los márgenes.

Los hombres y los jovenes deben levantarse y sumar sus voces

En la Alianza Global MenEngage y la Red Norteamericana MenEngage (NAMEN),

  • Creemos que la salud y los derechos sexuales y reproductivos no son sólo cuestiones de las mujeres y de las personas trans y no binarias. Son cuestiones para todos y nos afectan a todos.
  • Nos comprometemos a la tarea crítica de centrar y elevar la agencia, las voces, el análisis y las demandas de las niñas y mujeres de color, negras, indígenas, lesbianas, gays, transexuales, jóvenes y personas no binarias que están al margen del acceso al aborto seguro, asequible y legal, y a la atención.
  • Hacemos un llamamiento a los hombres y a los niños para que sumen sus voces y emprendan acciones para proteger el acceso al aborto seguro y legal y para que alcen la voz cuando vean que se producen violaciones de los derechos humanos de las mujeres, las niñas y las personas de diversas identidades de género, incluido su derecho a la atención sanitaria reproductiva.
  • Nos comprometemos a apoyar los derechos humanos fundamentales de las mujeres y de las personas trans y no binarias a la autonomía corporal y a los derechos reproductivos, y a trabajar para desafiar las leyes y políticas que restringen el derecho y el acceso al aborto seguro y a la atención postaborto para todos los que los necesitan.
  • Hacemos un llamamiento a todos los hombres y niños, en todas las diversidades, para que trabajen como aliados significativos para acabar con este control existente desde hace mucho tiempo sobre la sexualidad y la reproducción de las mujeres y las personas trans y no binarias.
  • Nos comprometemos a solidarizarnos y a seguir el liderazgo de las líderes feministas y de la salud y los derechos sexuales y reproductivos (SDSR), especialmente de las personas negras e indígenas, de las personas de color y de las que viven en las intersecciones, en esta lucha conjunta nacional y global.
  • Nos comprometemos a seguir levantándonos y oponiéndonos a cualquier política que limite a cualquier persona, en cualquier lugar, a tomar decisiones autónomas sobre nuestros propios cuerpos y vidas, incluyendo las decisiones sobre el embarazo y el aborto.

Estamos consternados por esta reciente noticia y nos responsabilizamos de participar en el cambio que deseamos ver en el mundo.

Related